martes, 12 de marzo de 2013

Minha tristeza é uma alegria regada


Si de algo estoy segura en esta vida, es de que me conozco más de lo que alguien puede llegar a conocerse.
Soy una niña. Ya sé yo que soy una nena llorona y berrinchuda.
Por eso sé que cuando digo que nadie me tendrá nunca paciencia, es porque estoy cuasi segura de que será de esa manera.
Y al decir que me conozco no significa que esté justificándome (de hecho sé que casi siempre estoy mal a juicio de casi todo el mundo), soy la persona más imperfecta de todas.
También sé que no me gusta estar triste.
Es por eso, que al final de cuentas, lo que me sigue poniendo contenta es saber que siempre, sea como sea el día, es el único día. 
Y equis, no quiero dejar que se siga deslavando esa alegría con que he decidido vestirme desde que morí aquella vez.
La quiero de colores, a mi alegría, 
esos colores dulces que tanto que me gustan.

El dulce de hoy es de esos que agrandan la vida

Ese hombre me hace sentir que en mí habita el cielo cuando me habla, cuando me mira, cuando me toca.A la par, yo creo también que él es mi cielo. Hoy sólo voy a decir una vez más lo que he repetido cientos de veces: Gracias a la vida por esos benditos ojos ,y su mirada tan dulce.

domingo, 3 de marzo de 2013

El milagro es dormir en tu pecho

Always, always and forever
We will shine this beautiful
May the last thing I will ever remember
Be painted with this evening glow
Here with you
Here with you

Nada

No hay nada 
que buscar
No hay nada 
que encontrar.
Somos el instante
que ya fue y que es
solo está el presente
aguardando la quietud.

sábado, 2 de marzo de 2013

Verdades absolutas

Verdad absoluta #1:
Una de las cositas que más me gusta en la vida es tener la nariz fría :)

Verdad absoluta #2:
Una de las cosas que más odio es tener la nariz roja porque he llorado :(

Ojalá de verdad sea tan sólo el síndrome premenstrual, y que el internado se pasa rápido. No quiero encontrarme triste una vez más subiendo elevadores grises como mi ánimo.

Videínes :)

Loading...
se ägradece cön el tambor deL corazón, con puro amör : .